miércoles, junio 14, 2006

Hace 7 años que mi viejo, Don Pedro, se fue al cielo.

Pedro Sique Ruiz
1950-1999

Jamás voy a olvidar ese maldito día. Pido perdón por el rencor que me da, pero no voy a hacer nada por evitarlo, no voy a dejar nunca de ver ese día como un día nefasto. Da igual que digamos de boca para afuera que aceptamos los designios de Dios, que encontramos resignación en la fe, que sabemos que fue lo mejor porque no sufrió. Mentira, mentira y más mentira. No lo acepto, me niego a aceptarlo. No puedo creer que Dios decida dejarnos sin una persona buena mientras permite que tanto mal nacido ande a sus anchas y cause daño cada día de sus vidas.

Nuestro egoísmo nos impide aceptarlo, y hoy, cuando ya han pasado siete largos años sin mi padre, me niego a aceptarlo mas que nunca, porque Don Pedro tendría que haber vivido mucho mas, para llevar todo lo bueno que era a mas personas, porque lo necesitábamos, mi madre, mis hermanos y yo. Porque era una persona honesta, correcta, decente. Porque hubiera sido un gran abuelo. Porque hay millones de razones.

Fue un jueves, 17 de junio de 1999, ironías del destino, día del padre. Hacía casi dos semanas que mi papa había salido del hospital, y aunque lenta, la recuperación era visible, o al menos eso queríamos creer.

Me levanté como a las siete de la mañana. A las 8 estaba listo para irme a trabajar. Era el segundo año de Mac Computación. Mi papá se levantó y se preparó para irse a la Misa por el día del padre al colegio de mi hermano. Gustavo, mi tío y socio en Mac, me pasó buscando a la casa. Como ya era la hora pasamos dejando a mi papá a la iglesia, después lo buscaría mi tía Patricia pues tenía cita en el doctor. De haberlo sabido, era la última vez que mi viejo saldría caminando de la casa.

Hacía el final de la mañana estaba yo en una librería revisando el sistema de facturación cuando me avisaron que mi viejo iba camino al hospital. Una crisis, aparentemente un infarto. Salí corriendo para allí. El cuadro ya era estable, aparentemente lo mas grave había pasado. Aun contra las reglas del hospital me colé para hablarle, y correcto como siempre, me regañó porque me había entrado sin permiso, un claro ejemplo de cómo era Don Pedro. Estuve un rato con él, hablamos no recuerdo de qué, le di la mano y un abrazo y me salí cuando me volvió a decir que me saliera antes de que los doctores me encontraran allí y me sacaran. Serían ya las 2 de la tarde prácticamente. La hora de visita sería al final del día. Nunca más vería a mi padre con vida.

Salí de allí y seguí trabajando. Había que entregar un equipo, pero nos faltaba el monitor que había llegado de estados unidos con defecto. Le compramos uno a Ludwing y nos encaminamos a entregar la máquina. Era lejos, bastante lejos. Tardamos demasiado. Cuando llegamos con Gustavo al hospital ya no nos permitieron entrar. Lo intentamos pero fue imposible. Llegué a la casa a eso de las 9 de la noche, mi madre estaba tranquila, según los doctores solo debía quedarse esa noche en observación y a la mañana siguiente lo tendríamos en casa de nuevo.

Ese día se estrenaba StarWars Episode I, The Phantom Menace. Como buen fan estaba listo para ir al estreno a media noche. Al asegurarme que mi padre estaba bien y que yo no podía hacer nada mas que esperar, le pedí permiso a mi mamá para ir al cine, donde me esperaban el gran Lev Andropov, su hermana Mabi, Checha Hernández, y el chino. Vimos la película, emocionados. Del cine a mi casa eran menos de cinco minutos. Íbamos en el carro de Mabi.

Al dar la vuelta en la esquina de mi cuadra vi carros conocidos frente a mi casa. Vi a Gustavo y a Luis Chang en la puerta. No necesité que me dijeran nada. No tuve que esperar a bajarme del carro. Enseguida lo supe. Mi viejo nos había dejado, se había ido al cielo. A partir de allí todo se vuelve un poco borroso. El gran Lev y los demás me acompañaron durante esa madrugada. Llamamos a las tías en España. Esperar que amaneciera.

Ese viernes en la mañana mientras se terminaban los trámites en el hospital para ir a la funeraria yo estaba en un maldito banco cambiando un cheque para cubrir un giro que teníamos que enviarle a un proveedor en estados unidos ese mismo día. ¿Cómo pude ser tan imbécil? ¿Tan indigno? Por eso hoy en día me tranquiliza un poco saber que Mac Computación se fue a la mierda, porque el día antes mientras yo estaba instalando una mierda de computadora dejé pasar la última oportunidad que tuve de hablar con mi padre, porque estuve donde un cliente en lugar de ir al hospital a la hora de la visita. Porque yo debería haber estado a su lado y no preocupándome por vender una miserable G3. Peor aun, esa mañana de viernes, yo tenía que estar con mi mamá, apoyándola, apoyando a mis hermanos, y no cambiando un maldito cheque en un banco porque era obligatorio pagarle al proveedor ese día. Que se vayan a la mierda los bancos, los proveedores en Miami, mac computación, apple computer y todo lo relacionado con eso. Que se vayan a la mierda los clientes, que me vaya a la mierda yo mismo. Jamás dejaré de sentir culpa por eso. Lo siento Viejo, ruego a Dios que me perdonés por eso.

Al medio día ya estábamos en la funeraria. Ahora los que se pusieron idiotas fueron los de la dirección de cementerios. Nos tuvimos que ir al cementerio general a obtener los permisos para utilizar el mausoleo de la familia en el cementerio de la Villa. A esas horas el gran Zacapa ya había llegado y él me acompaño durante el resto del día. Todavía en la tarde pasé donde otro cliente buscando un cheque, allí por la diagonal seis. No tengo perdón de Dios. Les juro que pienso en eso y la culpa y la cólera me siguen haciendo llorar.

Las largas horas en la funeraria no las recuerdo muy bien. Supongo que allí es donde mas afectado estuve. Recuerdo a mucha gente, al gran Lev, a Rolando, al Caballo, Mario Casasola y su esposa, recuerdo a la bebé de Mario durmiendo en un sofá de la funeraria. Recuerdo familia, amigos de mi papá, los compañeros de colegio de mi hermano. Incluso recuerdo un cerote, no se me ocurre otra forma de llamarlo, que fue compañero de trabajo de mi papá antes que yo naciera y que aun viendo que estábamos en el velorio de mi padre, tuvo los huevos de pedirme dinero para irse a “echar un trago” porque estaba de goma…Dios, hasta donde cae la gente.

Ese sábado en la mañana, hacia las siete, tuvimos que estar presentes en el cementerio pues había que exhumar el cuerpo de un hermano de mi abuelo para utilizar ese nicho para mi padre. Fuimos con Gustavo como testigos. Tengo esa impresión grabada en la memoria, después de 30 años enterrado aun quedaban muchos huesos, pelo, ropa. La hija del señor que se exhumó sufrió una crisis de nervios.

De la funeraria nos encaminamos a la casa, pues queríamos que mi papá estuviera una vez más en su hogar. Yo iba en el carro de la funeraria acompañando a mi viejo. Allí rezamos y nos fuimos a la Misa. Después al cementerio. Después del entierro recuerdo que me quedé solo sentado frente a la tumba y me puse a cantar Hey Jude, de The Beatles, canción favorita de mi papá. El gran Lev me llevó la letra. Cuando ya me iba llegó el Taz. El me acompañó a la casa. No recuerdo nada del resto del sábado ni del domingo. Solo se que ese lunes 21 de junio, a las 8 de la mañana ya estaba en la oficina, no quise tomarme unos días, no quise descansar. Simplemente seguí trabajando. Pobre diablo que soy.

Hoy, cuando ha pasado todo ese tiempo, cuando veo para atrás y me doy cuenta de todo lo que ha cambiado mi vida, no puedo evitar preguntarme como sería si la fatalidad no se hubiera llevado a Don Pedro aquel día. Seguramente nunca me habría ido de Guatemala. No lo se y tampoco tiene mucho sentido preguntármelo.

A toda la gente que estuvo conmigo y con toda mi familia durante tan dura prueba quiero darle las gracias, a los que vi, a los que no vi, a los conocidos, a los desconocidos, a todos los que de una u otra forma nos apoyaron. Si nunca se los dije en persona, aprovecho este post para hacerlo.

A mi madre y hermanos, quiero decirles que se que les he fallado, que desde que estoy lejos les he fallado. Pero ya lo voy a arreglar. No falta mucho para que vuelva a empezar de nuevo en Guatemala. Los quiero infinito.

A mi papá, allá arriba, quiero decirle que me hace falta. Lo extraño no sabe como. Agradezco y atesoro todo el tiempo que pasamos juntos. Hoy que estoy sentado escribiendo esto con las lagrimas contenidas a la fuerza se decirle papá que no lo he hecho tan mal, pero que lo puedo hacer mejor. Que dejé sola a mi madre y a mis hermanos pero que ya voy de vuelta. Quiero decirle que algún día, cuando llegue el momento, mis hijos sabrán que tuvieron un abuelo que era el mejor del mundo, que Don Pedro era un ejemplo a seguir, que era un modelo de caballerosidad, de corrección. Que todo lo bueno que yo soy se lo debo a usted y que no soy nada a la par suya. Viejo, estoy llorando con todo el dolor de mi corazón pero lo estoy haciendo como los hombres, con la cara levantada, con la frente en alto. Que lo recuerdo todos los días de mi vida. Que aquí estoy y aquí sigo. No se como expresar lo que siento, es una mezcla de remordimiento, de odio, de dolor, de tristeza. Sobre todo tristeza. Algún día se me quitará, aunque no se cuando.


30 comentarios:

Tu manita dijo...

Puerca... vaya que me dijiste que me armara de valor, y ni así puede contener mis lagrimas... sabes que soy llorona por naturaleza y por estos momentos y estos recuerdos voy a llorar toda mi vida!

Cada uno vivio este momento de manera diferente, yo me acuerdo de todo, y quisiera olvidarlo pero no puedo.

Precisamente anoche lloraba por esto, y creeme que yo también me he hecho algunas veces la misma pregunta que tú: Qué sería de mi vida si el Tatita estuviera con nosotros??? pero no me la puedo contestar... y tenemos que seguir luchando juntos como ahora lo hemos hecho!

Solo quiero decirte manito, que no nos has fallado, a cada quien le ha tocado luchar para salir todos adelante y si a tí te tocó irte lejos ni modo, pude haber sido yo, o alguien más. Tú te quitaste muchas cosas en ese momento para nosotros y sé que lo seguirás haciendo como todos los demás!

Animo, no estás solo en tu tristeza, como siempre estamos todos juntos! Te queremos y no sabes cuanto, y desde aquí estamos contigo, así como vos estás con nosotros.

Un super abrazo,

Tu manita

El mole dijo...

Mano que onda...

Vos que te puedo decir, la verdad yo era muy pequeño cuando todo esto paso en ese momento no habia forma de que yo lo asimilara y es cierto tampoco lo he asimilado.

De las pocas cosas que recuerdo es a Jorge (mi tio) despertandome esa mañana, a la wendy, vos y yo abrazados en el sillón, asi son muy pocos los detalles que recuerdo, tambien que ese dia Roberto (otro tio) me llevo a almorzar. A cada quien le toco vivirlo a su manera, todas muy tristes, en mi caso como te decia, yo no entendia por lo que estaba pasando y era mejor asi por que estaba muy pequeño para saber que nunca mas iba a poder abrazar y esconderme en él como todo niño suele hacerlo con su padre.

Mira mano creeme no sos el unico que siente todo ese odio, rencor y demas, yo creo que llegar a entenderlo despues estuvo pizado pero igual nunca voy a llegar a aceptarlo... yo tambien pienso en que seria si estuviera con nosostros, si talvez me hubiera dedicado mas a todo o nose; lo que si entiendo es que desde ese día para mi el día del padre no es nada mas que un dia como otros, no entiendo como otras personas teniendo a sus padres pueden vivir peleados con ellos, no entiendo por que desde ese entonces mi corazon es tan duro y al mismo tiempo es tan debil.

No se y nunca voy a saber nada mas, gracias a dios me ha tocado estar con personas que me han ayudado y VOS SOS UNA DE ELLAS, almenos yo nunca voy a aceptar una explicación ni nada, para mi lo que paso simplemente no debio ser asi... talvez el dia que me muera lo voy a entender o sepa la verdad o talvez no pero almenos esa es mi esperanza.

Ahora somos solo nosotros los que quedamos pero estamos juntos talvez esten las tiasy pepe en españa o vos y la tina en venezuela... pero decime sino eso te da un sentimiento mas grande de unión y pertenencia, decime sino eso te hace esperar mas y mas el día que todos vengan otra vez. A mi nunca me va a pasar por la mente que alguien me falló y menos vos, eso no es asi, date cuenta de todo lo que me has ayudado, puta vivir eso a los 11 años es repizadisimo y desde ese entonces quien entraba a ver tele conmigo VOS, quien me ayudo a estudiar para entrar al Liceo VOS Y LA WENDY, quien me llevaba a los entrenos y partidos en el sejusa VOS... mano tantas cosas que te puedo mencionar, talvez ahorita estes lejos pero para mi estuviste en el momento mas importante... Lo bueno es que ahora va a ser mejor todavia porque ahora los tres nos llevamos mucho mejor y para mi somos como los mejores amigos que siempre necesitamos.

SABES CUAL ES UNA DE LAS CONSECUENCIAS Y UNA BUENA, UN REGALO QUE EL LE HIZO A ESA PERSONA, SABES A QUIEN, "A MI MAMA"... suena estupido que piense que es algo bueno pero me imagino que ahora mi papá quiere que seamos solo de ella, ahora mi mama tiene todo nuestro amor solo para ella; pero bueno yo creo que nunca podria terminar de escribir esto.

alli lo dejo sino la mara se aburre, jaja, es un poco de lo que yo pienso y siento.

Mano yo no soy quien para decirte que no te martirices cuando yo mismo me escondo en otras cosas... pero almenos yo poco a poco he descargado mi energia en otras cosas; asi como la mara me chinga aqui en la casa que estoy colgado de Angela; si es cierto, lo acepto pero es por que en ella descubri una gran persona y quiera que no llegó a cubrir un agujero que dentro de mi habia, no se que me espere en la vida con ella; mi esperanza es que muchas cosas buenas; y suena raro que te cuente eso porque vos sabes lo pelaverguista y huevon y todo lo que soy, pero es cierto.

Asi que mano ya sabes sentí lo que vos creas correcto por que todos lo sentimos a nuestra forma, pero si hay algo que no tenes que sentir es que nos fallaste por que nunca lo has hecho y por como sos yo se que nunca lo vas a hacer.

En serio un Abrazote, Te queremos muchisimo.

El mole

arte-sano dijo...

Aguante Andi, no te conozco viejo, solo se que sos chapin viviendo afuera igual que yo, desde aca un fuerte abrazo viejo, y dale que sentir rabia y sentir dolor es de nosotros y nadie nos puede quitar eso, deja que salga nomas, aguante viejo, aguante.

Andy dijo...

Mis queridos hermanos, que les puedo decir?? Gracias por sus palabras, no saben lo bien que me caen en días como estos.

Arte-sano, gracias mano, con total sinceridad gracias, aquí haremos la lucha para aguantar.

Un abrazo.

el primo dijo...

este post como a ustedes trae muchas cosas a mi mente... como decis primo solamente cosas buenas...

a todos nos duele y nos seguira doliendo eternamente y DIOS el es el unico que nos dara la eterna resignacion, olvido... jamas no se puede olvidar a un ser que quisimos tanto y seguiremos queriendo, yo la verdad es que no quiero extenderme y tempoco pensaba escribir nada porque me causa dolor... pero al mismo tiempo me causa mucha felicidad traer a mi mente tantos recuerdos que guardo y que valen mas que el mismo oro...

los quiero mucho a ustedes primos y por supuesto tambien a mi querida tia, que dios nos de sabiduria y entendimiento para saber que el es el dueño de nuestras vidas...

Estuardo Toje dijo...

Andy, sé que la vida sin uno de tus viejitos es dura, pero debemos hacerle
muchos huevos por el que nos queda, además de los hermanos
dale duro y con huevos. verás que todo sale bien

Gabriel dijo...

Un cordial saludo para uno de los lectores más veteranos de mi blog (no lo digo por tu edad sino porque has estado ahí casi desde que lo empecé jeje).

Me dejó sin palabras este post mano. La verdad, no te sabría decir cómo se siente perder a un padre ya que el mío mejor hago de cuenta que nunca existió (eso es harina de otro costal), pero estoy seguro que me sentiría igual que si perdiera a mi mamá, que ha sido madre y padre para mí y mi hermana.

Pero una cosa sí te digo mano, no es justo para vos mismo que te culpés por haber seguido cumpliendo con tus obligaciones en esos momentos tan duros. Vos no podías saber que ese rato que estuviste cobrando un cheque de tu trabajo o cuando andabas en el cine eran quizás los últimos momentos de tu padre; no vale la pena que te hagás daño pensando "y si hubiera hecho tal cosa, o tal otra". Te apuesto que tu papá hubiera querido que levantaras la cara y a pesar del dolor siguieras con tu vida y tus obligaciones. De veras, no es justo para vos que sigás sufriendo por un "si hubiera". En la medida que vayás superando ese sentimiento, te vas a sentir mejor y no vas a sufrir tanto al recordar a tu viejito. Que a pesar de la obvia tristeza por su ausencia, su recuerdo sea algo lindo para vos y no algo que te haga sentir mal. Pensalo.

Anónimo dijo...

Mi querido tranki yo recuerdo ese dia, andabamos juntos viendo al fin como empezaba todo en star wars. Bien como dijo Andy su padre estaba estable no habia problema segun los doctores. Esa tarde pasamos a traer a Andy con mi hermana en el carro.

Andy no te culpes, la muerte no cae de la tierra cae del cielo. Y se que no haber estado alli te causa aquel sentir de querer regresar el tiempo y poder cambiar algo. Y date cuenta que lo unico que podrias cambiar es tener un ratito mas, con tu viejito al lado, pero recostado en la cama y no en un momento alegre como lo recordamos muchos de tus cuates y tu familia.

Haces muy bien recordando cabal esos detalles correctos de tu padre y yo recuerdo los chistes que se hechaba cuando andabamos por alli celebrando, yo asi me acuerdo de Don Pedro. Nunca lo vi en cama, siempre caminando, sonriendo, diciendome peludo y cagandose de la risa de mi extravagante vestimenta bajando por las gradas, con su traje cafe o gris, no digamos cuando andabas puro brocoli... esque alli si se cagaba de la risa de nosotros... puta mijete tu viejo era bien cool y creeme que el no esta culpandote de nada porque el sabe que vos lo llevas en el alma y eso lo sabemos todos sin que digas nada.

Lstimosamente uno nacio pobre y responsable (en la medida de lo posible, no hablo por mi a huevos) y a vos te tocaba chancear. Yo te apuesto que tu padre sabiendo y conociendo sus responsabilidades hubiese ido a hacer lo mismo que vos: cumplir con su parte del chance. Andy ese tipo de cosas es lo que hacia a tu padre estar orgulloso de vos y quererte como hijo.


Tranki un abrazo de mi parte y a tu padre como siempre le decia los domingos: hasta pronto Don Pedro gracias por todo... nos vemos el otro fin de semana...


LEV ANDROPOV

Andy dijo...

Tato: Gracias mano, aqui estamos dandole para adelante con ánimo.

Gabriel: Se aprecia mucho el comentario mano, esto de los blogs crea amistades que aunque sean atravez de internet terminan valiendo para uno. Gracias de Verdad, todo eso uno lo entiende pero en dias como estos se vuelve un poco difícil.

Gran Lev, Mijo de mi alma: Con vos la verdad es que las palabras sobran mano, hemos pasado tanta cosa juntos y aquí seguimos, y me estaba matando de la risa de verdad de como disfrutaba mi papá con nosotros, jajaja, que fachas las de aquellos días. Gracias por acordarte de mi viejo con todo su ánimo, con sus chistes y sus bromas mano, él te apreciaba no sabes cuanto. COn lo único que no estoy de acuerdo cerote es con que en tu comentario le digas a mi papa que lo vas a ver el otro fin de semana, nada de eso mano, todavía no, jajaja. Que grandes recuerdos, gracias por estar allí Lev.

José Joaquín dijo...

Duele siempre la muerte. Al leer tu post pude realmente imaginar que lo escribiste con lágrimas desde lo más profundo.

Se agradece que compartás esos momentos, porque las personas importantes para nosotros no pueden ser sino inmortales. Porque los recordaremos toda la vida, pase lo que pase.

Abrazo fuerte a la distancia.

Miguel Arriaga dijo...

Encontre tu blog por un directorio, y me llamo mucho la atención este post debido a que yo tambien hace 5 años perdi a mi padre, por culpa de una maldita enfermedad (cancer) de lo cual hasta ahora no me resigno y no acepto lo que paso, y cada dia que me sucede algo, bueno o malo, pienso como seria y que me diria mi papa si todavia estuviera conmigo, yo te comprendo y se que es duro, mi papa murio cuando el tenia 47 años y yo 18, me falto vivir mucho con el.

Animo y hay que hecharle ganas.

Saludos

Miguel Arriaga
miguelarriaga.com

Andy dijo...

Gracias Amigos, José Joaquín, tenés razón, son inmortales. También tenés razón con lo de las lagrimas, pero es que es algo muy duro aun con el tiempo. GRacias.

Miguel, un abrazo para vos también, mas o menos nos pasó igual. Yo tenía 22 años y mi viejo 48. Fuerza y ánimo mano.

GRacias a todos. Sus comentarios dan fuerza para seguir.

Anónimo dijo...

No pude evitar pasar por aquí Andy y dejarte mi comentario. Cuando lamento no haber podido estar más con vos en esos momentos tan duros. Pero sabes que mi apoyo siempre está. Los que tenemos aún la dicha de tener a nuestro señor padre con nosotros, no podemos aún comprender ese dolor, ni siquiera imaginarlo. Y peor aún si a veces no los tratamos como debemos. Que afortunados somos y a veces ni nos damos cuenta. Como dijo Lev, también me acuerdo siempre de Don Pedro sonriendo y haciendo chistes. Saludos Andy, creeme que sos un hijo ejemplar y tu papá debe estar muy orgulloso de vos...
Rolando (kid).

Andy dijo...

Gracias Kid, a lo macho, y ni te ahueevs que a tu manera siempre estuviste alli mano, yo se que siempre conté con vos. Si no estuviste alli en ese preciso momento yo se que estabas mientras estuvimos en el hospital, y estuviste después y lo seguís estando. A lo macho. No se me va a olvidar la misa de 1 año a donde llegaste con la niña recien hechos traidos. Abrazos tranca.

Lu! dijo...

no te voy a decir que fue lo mejor ni ninguna otra cosa que comunmente se dice...
solo te puedo decir que el dolor va a seguir alli un rato mas, va a seguir porque lo amas, va a seguir porque pensas que si no te duele olvidas...

bueno al menos eso me pasa a mi, espero estar equivocada.

saludos y muchos abrazos desde tu pais, gracias por visitar a lu!

Andy dijo...

BIenvenida Lu, y gracias por tu comentario. El dolor allí va a seguir, de eso estoy seguro, pero lo bueno del dolor es que nos recuerda que estamos vivos.

Saludos.

Pirata Cojo dijo...

Un abrazo Andy, a la orden en lo que te pueda servir.

Andy dijo...

Gracias Pirata, buena onda. Se agradece mucho el comentario. Un abrazo.

Lala dijo...

Hola Andy: hoy visité tu blog y realmente entiendo todo lo que te pasa con respecto a la muerte de tu papá. Yo perdí a mi viejo hace unos cuantos años más.
No te culpes por lo que podrias haber hecho y no hiciste. Eso no hubiera cambiado las cosas. Yo soy de la idea de que ".. nadie muere el día de la víspera.."
El hecho de haber priorizado tu trabajo ante la enfermedad de tu papá, creo que es un mecanismo de defensa que nos permite no pensar que algo malo puede llegar a pasarle a nuestro ser querido. Es como una negación.
Mi papá murió de un infarto. Ni siquiera pude llegar a decirle cuanto lo quería alguna vez ya que yo era una adolescente con pajaritos en la cabeza y siempre tuve la idea de que mis viejos iban a estar conmigo para siempre, así que imaginate (aunque tu dolor sea propio, personal) que nunca se me hubiera cruzado la idea de perderlo a los 14 años.
El tiempo pone paño frío al dolor y a la angustia. No dudes en hablarlo, en tratar de exteriorizarlo como en este caso y sobre todo con las personas que lo han pasado.
Siempre trato de pensar que algún día.. cuando Dios lo disponga, estaremos juntos para siempre.
Un beso grande y muy buenos tus posts.

sirgt dijo...

Andy...
gracias por compartir estos momentos tan personales con nosotros tus lectores... yo todavia tengo la dicha de contar con mi viejo y aunque me duele solo pensarlo se q algun dia ya no va a estar...
leyento tu post recorde el dia q murio mi abuelo junto con mi abuela 5 de abril de 2005 mis viejitos se fueron juntos de la peor manera... de lo q estoy seguro como vos es que estan en el cielo mano y q uno tiene q ver como chingados se las ingenia para alcanzarlos al rato...

no te conozco pero esto de los blogs como bien decis vos crea amistades y ya sabes aqui estamos de apoyo moral! un abrazo man! ps. y nada q ver ya arregle los comentarios en el blog.. jeje

Andy dijo...

Lala, gracias por tu mensaje, vos ya lo pasaste y comprendés que muchas veces es difícil asimilar algo así y ya han pasado algunos años. Un abrazo para vos también.

Sirgt, maestro, aqui estamos igual, un abrazo y también muchas gracias.

Pablo Fuentes dijo...

lo tuyo me sirvió de mucho... fuerza amigo, fuerza... gracias por abrirme los ojos, gracias.

Todo va a estar bien, he leído esto con lágrimas y he reflexionado en silencio.

So let it out and let it in, hey, Jude, begin
You're waiting for someone to perform with
And don't you know that it's just you, hey, Jude,
You'll do, the movement you need is on your shoulder

Hey, Jude, don't make it bad
Take a sad song and make it better
Remember to let her into your heart
Then you can start to make it better

Andy dijo...

Un abrazo para vos también Pablo, gracias por el comentario, todos me han ayudado a mi también a reflexionar y me alegra haber ayudado aunque sea un poco a alguien. Yo escribí el post llorando, entenderás por qué. DE nuevo te agradezco muchísimo tu comentario, significa mucho.

And any time you feel the pain, Hey Jude, refrain
Don't carry the world upon your shoulders
For well you know that it's a fool who plays it cool
By making his world a little colder

Gloria dijo...

Hola Andy,
Encontre tu blog por un comentario que hiciste en GuateBlog. No te conozco pero me identifico y reconozco el dolor que emites en tu post. Te comprendo totalmente ya que mi papa murio de cancer repentinamente cuando yo tenia 12 en 1986.

En mi manera de ver las cosas ya que he tenido 20 a~nos para contemplar esto, pienso que somos una comunidad especial los que perdemos a nuestros papas jovenes. Pienso que el inmenso dolor que sentimos se va mutando con el tiempo. El dolor se puede manifestar en ser mas dedicado a los esfuerzos academicos o del trabajo, en tener compasion para otros, madurez, y ser mas conciente de el tiempo limitado que todos tenemos en esta tierra. Observo con tristesa como algunos que tienen a sus padres no los aprecian y me pregunto como se sentiran cuando les falten. En fin, es dificil expresar todo en un comentario de un post pero te deceo lo mejor, sigue adelante con la frente en alto y seguro que tu senor padres esta muy orgulloso de ti. Saludos!!

Andy dijo...

Gracias Gloria, bien venida al ruletero y se agradecen de verdad tus palabras. El ánimo que mucha gente transmite, conocidos o desconocidos es una fuerza para seguir.

Abrazos.

La Filistea dijo...

Shit...!!!

Me hiciste llorar.. YO recien perdi a mi primer abuelo, no quiero ni pensarlo con mis padres, esto de la muerte duele muchisimo..

un abrazo

Anónimo dijo...

Es la primera vez que escribo diciendo lo que pienso y lo que siento, es muy duro pero hay que aprender de la vida, todo es facil de aprender pero muy dificil de asimilar. Por mi parte las cosas de la vida se van dando segun la ley de esta, custa mucho entender lo que para muchos es muy facil, tener, perder... la vida es es un mundo que gira y gira, algun dia se detiene , recuerdo que yo lo vi en el hospital, nunca lo dije lo digo ahora, para variar me cole en la emergencia del IGSS y lo vi en la camilla , al ver so rostro me lo dijo todo, gracias por intentarlo, pero no se pudo... despues lo vi ya en recuperacion y mi sentimiento era no dejarlo solo pero como no dejan quedrase a nadie me tuve que ir, recuerdo la desesperacion que tuve yo a la hora que el murio, pero para mi no era el primero que perdia, no se si decir lamentablemente o gracias por lo que me enseñaron. El primero mi papa, el segundo mi mama, el tercero la tita y el cuarto pello, sin contar mis amigos de toda la vida , que ya somos menos y como decia uno de ellos "todos estamos haciendo cola y no sabemos a quien le toca" y el fue el primero,la vida es dura pero nos enseña a ser cada dia mas fuertes y sabios. Yo se que algunos que me conocen dicen que ese cerote no tiene sentimientos, no le duele nada, pero despues de todo lo que mis ojos han visto y mi corazon ha sentido, las cicatrices van una sobre otra, algunas veces voy hacia el trabajo en el tren y se me sale una lagrima, la verdad no se por quien pero Bendito sea Dios y las enseñanzas que nos han dejado los que se nos han adelantado por que es la escuela de la vida. Como me enseño mi papa y es la premisa en la que baso mi vida, "el ser se acaba pero el haber sido nunca" y de quien mejor se aprende es de los viejos, asi es que animo por que les queda gracias a Dios mucha vida para dar y regalar, y como yo digo has bien y no mires a quien ...cabron. Un saludo a todos.

ara dijo...

Estuardo toje puso un comentario aqui y quisiera saber si es un amigo guatemalteco para contactarme con él. el que yo conocí estudio en la universidad donde hacen la marcha de dolores y trabajaba en un restaurante de comida china. Además tuvo una novia salvadoreña que quería mucho y deseo saber si es la misma persona, si esposible usar este sitio para eso. gracias

Anónimo dijo...

Hi Andy soy yo, te quiero yo siempre digo que tu papa era demasiado educado para esta epoca y tambien digo que si yo hubiera dicho o huibiera hecho de todos formas no hubiera cambiado nada a si es que sugo llorando con hey you, aunque no entiendo ni letra de la cancancion, lo unico que puedo decirte es que vos y tus hermanaos son los mejore hijos que el pudo tenery que eran su orgullo y felicidad .

PROSÓDICA dijo...

no importa si no se va la tristeza....no hay nada de malo en extrañar....lo que si tiene que irse es el sentimiento de culpa. Siendo tu papá lo correcto que era, no quisiera jamás que te culparas y seguro te habría dicho que tenías responsabilidades extrafamiliares que cumplir también....estoy segura que él jamás te reclamaría nada por la forma en la que has manejado las cosas y las decisiones que has tomado.
Te miro, te hablo y aún sin conocerlo puedo ver mucho de él en ti...siento que te has de parecer a él....sin duda un ser humano extraordinario.

No seas tan exigente contigo mismo, no dejes que tu sentido de lealtad te juegue la vuelta: estuviste y no le fallaste a nadie....tú me has enseñado que se hace lo que se puede, y vos hiciste lo que pudiste.Yo así lo creo.

gracias por compartirme esta parte de ti y tu familia...un abrazo.